Archivo de la categoría: Arte y patrimonio

ROLLOS DE LA COMARCA (4) EL HORCAJO: CEBOLLA, SANCHÓN Y OTERO

ROLLOS DE LA COMARCA 4

EL HORCAJO: CEBOLLA, SANCHÓN Y OTERO

Rollo de Cebolla

Llamamos El Horcajo a la comarca que se sitúa en la «horca» que forman el Alberche y el Tajo.

El pueblo principal es Cebolla y como villa con su propia jurisdicción tiene en su entrada oeste erigido el rollo que fue erigido en época de los Reyes Católicos

El basamento es de planta circular con cuatro gradas sobre las que se apoya una base cuadrada y una pieza circular moldurada con filetes y toros sobre la que a su vez van cuatro tambores cilíndricos. Los canes se apoyan sobre un a modo de capitelmoldurado.

El remate es un pináculo cónico rematado en bola con restos metálicos de veleta. Tiene esculpido el blasón de los  señores de la villa los Álvarez de Toledo y más tarde los López de Ayala.

Rollo de Cebolla, detalle.

 

 

Pero también en término de Cebolla encontramos un despoblado llamado Sanchón del que apenas queda nada pero en cuyas inmediaciones hay una antigua construcción de ladrillo que se sitúa en un lugar conocido como «el rollo».

Este despoblado, al igual que otros cercanos como el castillo de Villalba, La Aldehuela o el mismo Sanchón fueron de propiedad templaria allá por el siglo XIII. No sabemos si este es un antiguo rollo de la primitiva Cebolla formada por estos despoblados o lo que es menos probable, que Sanchón llegara a ser villa. Es un simple fuste de ladrillo y argamasa de planta octogonal sin basamento que se encuentra junto a un camino entre olivares.

El Rollo de Sanchón

Otro de los rollos de esta subcomarca del Horcajo es otro rollo edificado en ladrillo que se encuentra en la pequeña villa de Otero.

Pertenecía al condado de Orgaz con la cabeza de señorío en Santa Olalla hasta que durante el reinado de Carlos II, en 1677, se independiza levantando el rollo.

Es una curiosa construcción de ladrillo con un fuste cilíndrico y un pináculo rematado actualmente con una cruzapuntada

Rollo de la villa de Otero

También podemos reseñar el rollo jurisdiccional de Alcabón de fuste octogonal con ganchos

ROLLOS DE LA COMARCA (3) la JARA Y LA CAMPANA DE OROPESA

ROLLOS  DE LA JARA Y LA CAMPANA DE OROPESA

El rollo de Espinoso del Rey, único en La Jara

Rollo de Espinoso del Rey
Rollo de Espinoso del Rey

En 1579, necesitado Felipe II de fondos para sus empresas bélicas, decide vender a los lugares de su reino el derecho a convertirse en villas independientes de sus señoríos.

El primero en separarse de Talavera, y por tanto del señorío arzobispal, fue el lugar de Espinoso pasando a estar bajo la jurisdicción real directa, de ahí el apellido “del Rey” que lleva nuestro pueblo. Como símbolo de la nueva condición de villa que toma se erige el rollo jurisdiccional. Los vecinos deciden comprar su independencia  al monarca alarmados porque un aventurero flamenco llamado Comelín intenta comprar el lugar para vendérselo a un noble talaverano. Con todo ceremonial se hace el amojonamiento del término que, por su aislada situación y cercanía a las sierras jareñas, siempre estuvo muy relacionado con los cuadrilleros de la Santa Hermandad Real y Vieja de Talavera que lo defendían de los bandoleros.

En el siglo XVI adquiere Espinoso su privilegio de villazgo y, como símbolo de la independencia judicial y administrativa que esto supone para el lugar, se erige el rollo en la plaza a la que da nombre. Está fabricado en granito con cuatro escalones en los que se asienta una basa y, sobre ella, un fuste de dos piezas rematado con moldura convexa y un pináculo bajo el que se insertan tres sencillos garfios de hierro con argollas en lugar de los habituales canecillos de piedra.

Rollo de Puente del Arzobispo

En la comarca de la Campana de Oropesa y las villas solamente quedan en pie los rollos jurisdiccionales de Puente del Arzobispo y el de El Torrico, aunque se ha levantado uno nuevo en Parrillas con motivo del quinto centenario de su privilegio de villazgo.

Rollo de Puente del Arzobispo, detalle.

En de Puente es junto al de Bayuela el más monumental de la comarca. Se trata de un rollo gótico sobre un basamento de planta cuadrada de cuatro gradas. Sobre él se apoya una basa compuesta de dos toros con collarete de decoración gótica de lacería y sobre ella un fuste de considerable altura compuesto de tambores octogonales. Es un rollo gótico tardío probablemente erigido durante el siglo XV.

Perrillo decorativo en el rollo de Puente del Arzobispo

Hacia la mitad del fuste podemos observar dos repisas u hornacinas y en lados contrapuestos dos curiosos perrillos labrados. También hay en el fuste un collarete de perlas.

Los canes conservan bastante bien el rostro, aunque dos de ellos son de aspecto más monstruoso y sobre ellos una pieza con blasones y un pináculo piramidal con remate también gótico con una bola.

Rollo de El Torrico

En la Villa de El Torrico también se conserva el rollo jurisdiccional que se apoya basamento de tres gradas de granito de planta cuadrada.  un cuarto peldaño sirve de apoyo directo a la basa que es circular y con moldura. El fuste  es cilíndrico y formado por seis tambores.

Los canes están bastante erosionados y en el segundo por arriba se esculpe un blasón. El remate es un tronco de cono. Podemos datarlo en la segunda mitad del siglo XV.

ROLLOS DE LA COMARCA (2) BAYUELA, PELAHUSTÁN Y MONTESCLAROS

ROLLOS DE LA COMARCA 2

BAYUELA, PELAHUSTÁN Y MONTESCLAROS

Rollo de Castillo de Bayuela

Hoy vamos a referirnos otros tres rollos que se encuentran en la Sierra de San vicente y El Berrocal.

El primero de ellos es el más monumental de ellos y se encuentra en Castillo de Bayuela, capital de un extenso señorío en la sierra que abarcaba también las localidades de Hinojosa, Garciotún, Nuño Gómez, Marrupe y El Real de San Vicente.

Es de estilo gótico renacentista de finales del siglo XVI y se asienta sobre un basamento de cuatro gradas y su fuste es de una sola pieza de granito de considerable longitud y sobre él el remate con canecillos de faz monstruosa y sobre ellos otro tramo con el escudo señorial de los Mendoza, a quien perteneció el señoríos después de ser del condestable Ruy Lope Davalos y don Álvaro de Luna. Encima se asienta el templete sobre cuatro columnas finalizados en pináculos góticos como el propio templete. También están decoradas las esquinas del soporte de las columnillas.

Detalle del remate del rollo de Castillo de Bayuela

El segundo rollo es el de Montesclaros, es gótico y también está construido en granito pero en este caso el fuste es de tambores superpuestos y sobre el último de ellos esculpido el escudo señorial de los Mendoza, señores también de esta villa. También tiene una inscripción posterior del siglo XIX. Su localización primitiva no es la actual en la plaza mayor de la localidad.

Faltan dos de los canecillos y los que quedan están muy erosionados. El pináculo final es sencillo con una banda o collarete de decoración gótica bastante erosionada y pináculo ya muy redondeado. Como otros rollos está rematado con un vástago metálico que pudo haber sido una cruz.

Rollo de Montesclaros

Detalle del rollo de Montesclaros

El tercer rollo que hoy traemos a esta web es el de Pelahustán. Se trata de un monumento de aspecto sumamente fálico erigido en el siglo XVII cuando este pueblo se independiza de Escalona, cabeza del señorío. El material con el que está elaborado es granito. En el último peldaño se encuentra una inscripción con la fecha de su instalación.

Rollo jurisdiccional de Pelahustán

Es muy sencillo con cuatro pequeños canecillos que sobresalen al final del fuste que es de una sola pieza. Se erige sobre un basamento de planta cuadrada de cuatro gradas, cinco antes del enlosado de la plaza.

Remate del rollo de Pelahustán

LOS ROLLOS DE LA COMARCA 1: VELADA, SAN ROMÁN Y CARDIEL

LOS ROLLOS DE LA COMARCA 1

Rollo de Cardiel de los Montes

Los rollos son elementos simbólicos de la independencia adquirida por un lugar cuando pasa a ser villa con su propia jurisdicción y con derecho a nombramiento de alcaldes, alguaciles y demás funcionarios de la justicia y el poder ejecutivo.

Suelen construirse de los materiales más abundantes en el entorno, como por ejemplo granito en la Sierra de San Vicente o ladrillo en El Horcajo.

Todos se suelen componer de un basamento formado por gradas o escalones de planta redonda y con menor frecuencia cuadrada, sobre la que se levanta un fuste de altura variada pero que generalmente supera los dos metros y medio y está hecho de una pieza o de varios tambores cilíndricos superpuestos.  El remate del rollo está más o menos decorado según el estilo de la época de su construcción, en general gótico o renacentista, pero que suele en general tener unos canes que como su nombre indica tienen forma de cabeza de perro o de animales fantásticos, y un pináculo o un templete como remate.

Los canes de Cardiel tienen más aspecto dragón

En general no se utilizaban para ejecuciones ni para castigos corporales de los reos como es creencia generalizada. Sí era más frecuente la exposición de los delincuentes en vergüenza pública pero aún esto se solía hacer más bien en la picota, de estructura similar a los rollos pero más sencillas, aunque a veces, como decimos, ambos tenían utilidad similar y es difícil diferenciar a unos y otras.

Hoy vamos a ver como ejemplos en una primera entrega algunos de los rollos de la comarca como los de las villas de Velada, San Román de los Montes y Cardiel de los Montes.

Rollo jurisdiccional de Velada

El rollo de Velada hubo de reconstruirse tomando como modelo el de San Román de los Montes por haber sido ambas villas señorío del marqués de Velada. La restauración fue en 1987 y corrió a cargo de la Escuela Taller de Oropesa. Uno de los tambores es original y lleva el escudo señorial.La base es cuadrada con decoración de floretas. Se conservan las anillas en las que puede que se ataran los reos de vergüenza pública.

Su fecha es probablemente la de 1557, en la que es concedido a los Dávila, señores de Velada el marquesado del mismo nombre.

Rollo de San Román en la plaza mayor del pueblo

El rollo de San Román es por tanto original y es también de granito con fuste de tambores y remate en pináculo de escamas con los cuatro canes al los cuatro vientos para simbolizar el señorío jurisdiccional del término. El tambor del escudo se encuentra en el último tambor a diferencia del de Velada. Es gótico- renacentista del siglo XVI como el de Velada.

Con el rollo de Cardiel sucede lo mismo ya que este pueblo perteneció al marqués de Navamorcuende, capital del señorío, pero el rollo fue desmontado hace tiempo y solo quedan algunos elementos desperdigados, como uno de los tambores con el escudo de los Dávila, la misma familia de cuyo tronco descienden los señores de velada y ambos de los títulos más antiguos. Es el único pueblo del señorío que cuenta con rollo jurisdiccional pues de las otras aldeas, ni Sotillo de las Palomas, ni Marrupe, Almendral o Sartajada cuentan con él.

Parece ser un poco anterior al de Velada, es también gótico renacentista y muestra el escudo de los Dávila con sus seis roeles. Sobre basamento de cuatro escalones, es más esbelto y sus canes tienen más aspecto de dragones.

Rollo jurisdiccional de Cardiel de los Montes

ERMITA DE LA ENCARNACIÓN DE GAMONAL, Patrimonio comarcal en peligro 16

FICHA DE BIEN EN PELIGRO

ERMITA DE LA ENCARNACIÓN

Espadaña de la ermita de la Encarnación

Denominación.-

Ermita de la Encarnación

 Término Municipal.-

Gamonal, Talavera de la Reina

 Situación.-

En El Berrocal, al norte de Gamonal, a unos 300 metros del camino que une esta localidad con Mejorada

Fachada sur de la ermita de la Encarnación, por delante se obervan los sillares que formaban parte del pórtico

 Categoría.-

 Descripción del Bien.-

La ermita de la Encarnación es en realidad una de las iglesias más antiguas de la comarca (s.XIV), ya que fue la parroquia de la antigua población de Santiago de Zarzuela, lugar en el naciente del arroyo Zarzoleja que daría origen a Gamonal, donde se instaló definitivamente la población cuando en tiempos ya más seguros y ante la escasez de agua del lugar y la pobreza de su suelo fueron descendiendo sus habitantes desde el siglo XV hasta el actual emplazamiento del pueblo.

Solamente quedan en pie la espadaña, parte de los muros de tapial y parte del muro oriental con la hornacina donde probablemente estaba la imagen de la advocación de la pequeña iglesia.

Delante de la entrada quedan algunos sillares que probablemente son lo poco que queda de un pórtico y en el entorno se observan todavía callejas y estructuras de la antigua población que en 1571 solamente tenía doce vecinos.

Interior de la ermita de la Encarnación

Cronología principal.-

Siglo XV

 Protección legal.-

Las normativas genéricas de protección autonómica y estatal

 Propietario.-

Público

Detalle de la puerta sur de la ermita de la Encarnación

 Valoración del Bien.-

  • Valor histórico
  • Valor artístico

    Hornacina del muro oriental de la ermita de la Encarnación delrás del altar

Bibliografía de referencia

-Jiménez de Gregorio, F., Los pueblos de la Provincia de Toledo hasta finalizar el siglo XVIII, Toledo 1962

-Madoz, P. Diccionario Geográfico

FERRERÍAS DEL MAZO, Patrimonio en peligro 17

FICHA DE BIEN EN PELIGRO

Entrada del cubo donde elagua del pusa se acumula para dar movimiento a las ferrerías

FERRERÍAS DEL MAZO

Denominación.-

Ferrerías de San José del Mazo

 Término Municipal.-

Los Navalucillos

 Situación.-

En las riberas del río Pusa, cerca la carretera de Navalucillos a Robledo del Buey

Instalaciones del Mazo. edificio principal

 Categoría.-

Bien inmueble

 Descripción del Bien.-

Las instalaciones metalúrgicas de mayor entidad fueron las ya referidas de las ferrerías de San José del Mazo.

En 1844, don José Safont, rico hacendado catalán, especulador que había hecho su fortuna adquiriendo bienes desamortizados, compró un molino en las orillas del Pusa y construyó todo un complejo metalúrgico movido por energía hidráulica.

Se abastecía de una presa sobre el río, y para su funcionamiento fue necesario construir un canal de gran longitud con acueductos para salvar arroyos y perforaciones costosas en el terreno pizarroso de las orillas. Se conservan también restos de naves, hornos, viviendas de administración y operarios etc…

Edifico principal de las ferrerías de El Mazo

Lo construyó el ingeniero francés Elías Michelin (hay quien dice que era hermano del descubridor del neumático), que se encuentra enterrado en Los Navalucillos. Esta industria llegó a emplear a trescientos hombres, y supuso un gran impulso demográfico para la población de Los Navalucillos, ya que mantuvo su actividad fabril hasta principios del siglo XX.

 Cronología principal.-

Siglo XIX

 Protección legal.-

Las genéricas de protección del patrimonio de España y Castilla-La Mancha

 Propietario.-

Privado

Detalle de los edificos de las ferrerías

 Valoración del Bien.-

  • Valor histórico
  • Valor para para la arqueología industrial

Principales riesgos apreciados.-

  • Riesgo de desaparición por ruina total

 Bibliografía de referencia.-

ATALAYA MUSULMANA DE EL CASAR, PATRIMONIO COMARCAL EN PELIGRO 11

ATALAYA DE EL CASAR,

PATRIMONIO COMARCAL EN PELIGRO 11

Atalaya de El Casar y al fondo Talavera

FICHA DE BIEN EN PELIGRO

Denominación.-

Atalaya de el Casar de Talavera

 Término Municipal.-

En el límite del término de Talavera de la Reina con el término de Mejorada, aunque siempre se ha asociado a El Casar de Talavera por proximidad.

 Situación.-

Cumbre del cerro Malojo al norte de El Casar de Talavera

Vista de la atalaya en su lado norte

 Categoría.-

Bien inmueble

 Descripción del Bien.-

Se trata de una de las  atalayas construidas en época califal que aparecen en las crónicas árabes como «torres de señales» ya que desde ellas se hacían señales de humo para que los habitantes de Talabira se refugiaran tras la muralla ante los ataques de los cristianos por el norte o más tarde las tropas del taifa de Badajoz por el oeste.

Atalaya de El Casar donde se observa el orificio superior y la mampostería de cuarcita en la zona inferior y de granito en la superior.

Se yergue sobre el cerro Malojo, y no ha sido restaurada ni consolidada.. En ella pueden observarse los huecos donde se sostenían las vigas de la escalera y los pisos de madera del edificio. Queda alguna almena y sus muros están construidos en mampostería de cuarcita y granito unida por argamasa. En el lado norte se ha abierto un hueco por el que se accede al interior pero la puerta se encuentra en el lado este y está como en otras construcciones similares elevada sobre el suelo. En el interior se observan  los agujeros labrados en la piedra donde se fijaban  o giraban  los ejes de las puertas. Una gran grieta se abre en la zona noreste, así como un orificio en el tercio superior a modo de ventanuco que parece haberse abierto en época moderna.

Puerta de entrada elevada de la atalaya

En los alrededores de la torre todavía se pueden ver derrumbes y cimientos de muros de los edificios donde probablemente habitaba la guarnición, así como lo que parecen restos de algunas trincheras probablemente de la Guerra Civil

Detalle de la Puerta oriental de la atalaya. Dintel fragmentado y orificios de las antiguas puertas dobles de madera

 Cronología principal.-

Siglos X-XI

 Protección legal.-

Las genéricas de la normativa autonómica y estatal

Atalaya de El Casar por su lado oeste con la falsa puerta abierta orientada al norte

 Propietario.-

Privado

 Valoración del Bien.-

  • Valor histórico
  • Valor arqueológico en su entorno

Principales riesgos apreciados.-

  • Riesgo de derrumbe y deterioro por intemperie

    Interior de la atalaya de El Casar

 Bibliografía de referencia.-

-Martínez Lillo, S., Arquitectura Militar Andalusí en la Marca Media,  El Caso de Talabira, Talavera de la Reina 1998

-Gómez Menor,J., La Antigua Tierra de Talavera, bosquejo histórico y aportación documental, Toledo, 1965.

Restos de muros y construcciones en el entorno de la atalaya de El Casar

LAS MÁQUINAS DE MONTEAGUDO, Patrimonio en Peligro 6

LAS MÁQUINAS DE MONTEAGUDO, Patrimonio en Peligro 6

Edifico de las Máquinas de Monteagudp. Fachada sur.

FICHA DE BIEN EN PELIGRO

Denominación.- 

Máquinas de Monteagudo

 Término Municipal.-

Oropesa

 Situación.-

Ribera del Tiétar junto a la carretera Oropesa-Candeleda. Casi en el límite de provincia

Fachada principal en el lado oeste de las máquinas de Monteagudo

 Categoría.-

Bien inmueble

 Descripción del Bien.-

Se trata de un gran edificio de varios pisos construido a mediados del siglo XIX y que es conocido en la zona como “Las Máquinas de Monteagudo”, llamadas así por ser una de las primeras fábricas de harinas movidas por energía hidráulica en España, antes de extenderse el uso de la electricidad como energía motriz. Las primeras fábricas de harina de este tipo más complejo son ideadas por Evans en Inglaterra en 1862, y esta instalación del Tiétar está datada sobre la puerta de entrada en fecha tan temprana como 1868.

Fecha sobre el dintel de la portada de las fábricas de Monteagudo

Un incendio acabó con las estructuras interiores pero podemos imaginar los sinfines que llevaban la harina o el cereal a los molinos, las dechinadoras, las cernedoras que separaban la harina del salvado y otros artificios del sistema para obtener la harina. El acceso y compuertas de la turbina que movía toda la maquinaria se encuentran al sur del edificio y también podemos ver siguiendo el canal ya cegado la presa semiderruida que derivaba el agua.

El entorno cuenta también aguas  abajo de las “Máquinas” con un antiguo molino que en contraste nos remonta al origen de estos artificios que finalizan su evolución en las fábricas de harina como ésta.

Río arriba, podemos observar un viejo puente cuyos tajamares denotan considerable antigüedad, al menos medieval y que parece haber sido construido o rehabilitado por la Mesta.

Fachada norte de las Máquinas de Monteagudo

 Cronología principal.-

Siglo XIX

 Protección legal.-

La normativa genérica de protección estatal y autonómica

 Propietario.-

Privado

Molino de Monteagudo junto a la fábrica de harinas de las «Máquinas de Monteagudo»

 Valoración del Bien.-

  • Valor histórico
  • Valor como elemento importante de arqueología industrial

Principales riesgos apreciados.-

  • Riesgo de derrumbe

 Bibliografía de referencia.-

  • Méndez-Cabeza Fuentes, m., Los Molinos de Agua de la provincia de Toledo, 1998
  • Derry, T.K. y Williams, Trevor I. Historia de la Tecnología 1900
  • García Sánchez, J. El Señorío de Oropesa, 2007

PALACIO DE LOS MARQUESES DE VELADA, Patrimonio en peligro 5

PALACIO DE LOS MARQUESES DE VELADA, Patrimonio en peligro 5

Palacio de los Marqueses de Velada

FICHA DE BIEN EN PELIGRO

Real Academia de Bellas Artes y Ciencias Históricas de Toledo

Denominación.-

Palacio de los Marqueses de Velada

 Término Municipal.-

Velada

Puerta principal del palacio con el escudo repicado

 Situación.-

Avenida de Extremadura

 Categoría.-

Bien inmueble

Escudo repicado de los marqueses de Velada

 Descripción del Bien.-

Se trata del palacio de una de las casas nobiliarias más antiguas de España y muy influyente en diferentes épocas de nuestra historia.

 En él estuvo desterrado de la corte don Luis de Borbón infante de España y heredero de la corona.

Vivió en Velada hasta que se construyó su palacio de Arenas de San Pedro y con él estuvieron su pintor Goya, que luego haría  un retrato de la familia de don Luis y de sus hijas nacidas en Velada, la condesa de Chinchón  y su hermana.  El gran músico Bocherini compuso algunas de sus obras en este arruinado palacio y también frecuentaron sus jardines reyes y grandes de España durante diversas épocas.

Patio norte del palacio de los marqueses de Velada

Ventana de la fachada occidental del palacio

Lamentablemente los restos del palacio apenas se tienen en pie, con las vigas podridas y los muros agrietándose sin que nadie haga nada por remediarlo, las ruinas de la casa solariega de los Marqueses de Velada, famosa en otros tiempos por sus jardines con fuentes y estanques y sus plantaciones de “naranjos, limones y cidros y zamboos y otros árboles y  flores de mucha fruta”.

La cupulilla que daba luz a la biblioteca de los marqueses de Velada
La cupulilla que daba luz a la biblioteca de los marqueses de Velada

Hasta hace poco se apreciaban en su interior las grandes estancias, la bodega, la repostería y la sala cubierta de azulejos talaveranos del siglo XVII,  hoy en el Museo Ruiz de Luna, sobre la que se ve todavía una linterna de ladrillo y cupulilla rematada por una cruz. También quedan restos del estanque y alguna reja de interés. El escudo de los marqueses ha sido repicado en el dintel de la entrada principal. Sus muros mantienen aún el rótulo de Cuartel de Milicias Falangistas, destino que tuvo el edificio durante la Guerra Civil.

Azulejería de la biblioteca del palacio de Velada hoy en el Museo Ruiz de Luna

Cronología principal.-

Siglos XVI-XVII

 Protección legal.-

Las genéricas de protección del patrimonio autonómicas y estatales

 Propietario.-

Privado

Zona norte del edificio del Palacio

 Valoración del Bien.-

  • Valor histórico
  • Valor artístico

Principales riesgos apreciados.-

  • Riesgo de ruina absoluta y derrumbe

 Bibliografía de referencia.-

Méndez-Cabeza Fuentes, M., Palomo, G., La Villa de Velada, Toledo, 1990

Viñas y Paz, Relaciones de Felipe II

CONJUNTO DE HORNOS DE CAL DE MONTESCLAROS, Patrimonio comarcal en peligro 4

CONJUNTO DE HORNOS DE CAL DE MONTESCLAROS, Patrimonio comarcal en peligro 4

Horno de cal de Montesclaros y casilla de los caleros

FICHA DE BIEN EN PELIGRO

Real Academia de Bellas Artes y Ciencias Históricas de Toledo

Denominación.-

Caleros de Montesclaros

 Término Municipal.-

Montesclaros

 Situación.-

En torno al camino que se dirige hacia el sur desde Montesclaros para darles servicio. Parte de la ermita de San Sebastián

Vetas calizas del terreno cercano a los caleros y piedra caliza extraída para el horno

Categoría.-

Bienes inmuebles de interés etnográfico

 Descripción del Bien.-

Los hornos de cal o caleros tienen la estructura de pozos elevados sobre el terreno de hasta cinco metros de profundidad con una anchura máxima también de unos cinco metros y que se construían con mampostería granítica unida con barro. Por una pequeña abertura inferior, la boca de dar fuego, se cargaba de leña fina de jara o retama, la llamada» hornija“. En la parte inferior del horno, un saliente del muro en forma de repisa servirá para «encañar» la piedra caliza, es decir colocarla en forma más o menos abovedada para que pueda absorber bien el calor de la hornija.

La piedra se obtenía con picos y almadanas de las vetas cercanas, cuya explotación da al entorno un curioso aspecto. La cal cargada en caballerías se llevaba a toda la comarca de Talavera y Gredos para «enjalbegar» o blanquear las paredes, ya sea con finalidad estética, o higiénica pues, por ejemplo, después de la muerte de algún familiar también se blanqueaban al menos las habitaciones que había ocupado,  y además para dar claridad a las pequeñas puertas y ventanas o, por el contrario, para repeler de los muros la fuerte insolación de nuestro clima. También se hacía con ella la argamasa que se utilizaba en la construcción, antes de la generalización del cemento.

Hasta veinte de estos hornos podemos observar en el camino, cada uno con su nombre propio: Carlos Chato, Campana Gorda, Cosa Mala y otros sugerentes apelativos que recuerdan el tiempo en que la actividad de aprovechamiento de la cal era un componente fundamental de la economía de las gentes de Montesclaros.

Se da la circunstancia que las canteras de mármol situadas en su entorno fueron utilizadas entre otras para esculpir las imágenes de las Fuentes de Cibeles y Neptuno en Madrid

Frontal de un horno calero con la boca de dar fuego en medio y dos alacenillas laterales

 Cronología principal.-

Indeterminada

 Protección legal.-

La genérica de la normativa autonómica y estatal para este tipo de elementos

 Propietario.-

Diferentes propietarios privados

 Valoración del Bien.-

  • Valor histórico y etnográfico

Principales riesgos apreciados.-

Deterioro por encontrarse a la intemperie sin utilización ni mantenimiento

 Bibliografía de referencia.-

  • Rodríguez Albarrán, E.  Montesclaros, cinco siglos de vida. Toledo 1983
  • Rodríguez Albarrán, E. La Cibeles y Neptuno llegaron de Montesclaros. Toledo, 1986
  • Méndez-Cabeza Fuentes, M. 115 Excursiones desde Talavera. Talavera 2012

Otro de los hornos caleros de Monesclaros en su entorno de dehesa