Todas las entradas de: miguelmendez

LA ENTRADA DE TALAVERA HACE 50 AÑOS

LA ENTRADA DE TALAVERA HACE 50 AÑOS

Postal con una vista de la entrada de Talavera
Postal con una vista de la entrada de Talavera

Observamos en esta vieja postal una vista de Talavera en su entrada occidental. A la izquierda, en primer plano la estación de servicio de González y Morales con su estructura primitiva, aunque todavía conserva las grandes columnas de piedra que sostienen la techumbre.

Detrás se encuentra el hotel Arellano sobre el solar que luego ocuparon los almacenes “Mary”. A continuación vemos la estación de autobuses en lo que ahora es la entrada de “El Corte Inglés”. El edificio de Tresku ya estaba edificado aunque solamente se llegó a ocupar la planta inferior con la cafetería que le daba nombre. Seguir leyendo LA ENTRADA DE TALAVERA HACE 50 AÑOS

LO QUE QUEDA DE LAS REALES FÁBRICAS DE SEDAS

LO QUE QUEDA DE LAS REALES FÁBRICAS DE SEDAS

El único edificio que todavía queda en pie del complejo de las Reales Fábricas, los llamados "molinos Nuevos"
El único edificio que todavía queda en pie del complejo de las Reales Fábricas, los llamados “molinos Nuevos”

La Real Fábrica de Sedas de Talavera de la Reina languideció sin  su director y fundador Juan Rulière hasta su cierre definitivo en 1851, sufriendo el deterioro  sus instalaciones, especialmente durante la invasión de las tropas francesas y la famosa batalla de Talavera. El rey José Bonaparte, a su paso por la ciudad a la cabeza del ejército francés, se alojó durante tres días en la Casa del Director de las Reales Fábricas que también construyera Juan Rulière.

Fachada de la fundería de las Reales fábricas que hoy es portada del cuartel de la Guardia Civil
Fachada de la fundería de las Reales fábricas que hoy es portada del cuartel de la Guardia Civil

Después de la Guerra Civil, la Casa de la Hilanza fue utilizada como cárcel, donde se hacinaron más de tres mil presos republicanos. Hoy ocupa su solar un instituto de enseñanza secundaria.

escudosedas
OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La portada de la casa de la hilanza es actualmente la del Cuartel de la Guardia Civil y la casa de los molinos nuevos es el único edificio fabril que se mantiene en pie. En el exterior de la Basílica del Prado, en el muro de la cabecera se encuentra encastrado un blasón granítico de la fábrica, y en el interior se custodian mantos de la Virgen donados por ella, además de los tejidos que en palacios de toda España y especialmente de Madrid y Aranjuez son muestra de la perfección que llegaron a alcanzar las “telas ricas” de Talavera mientras don Juan Rulière dirigió las Reales Fábricas.

Casa del Tinte de la seda en el barrio de la Puerta de Cuartos
Casa del Tinte de la seda en el barrio de la Puerta de Cuartos

A continuación podéis ver una serie de rótulos del callejero relacionados con las reales fábricas de Seda.

callefunderíacallehilanderasgrisetasrealesfabricascalle

 

UNA YEGUA DEMASIADO BARATA

UNA YEGUA DEMASIADO BARATA (1733)

Una nueva causa Criminal de la Santa Hermandad de Talavera que relata uno de los muchos delitos “famélicos, delitos ocasionados por la pura miseria de los campesinos en el siglo XVIII

Rollo de La Puebla de Naciados, donde se desarrollan parte de los hechos
Rollo de La Puebla de Naciados, donde se desarrollan parte de los hechos

Diego Pérez estaba cansado de rodar. Desde los ocho años andaba de lugar en lugar trabajando en lo que buenamente podía para subsistir. Salió de Carmena, el pueblo donde nació, y estuvo guardando viñas por tierra de Vallecas cuando comenzaba a tener uso de razón. Cuando su bigote era apenas una pelusa negruzca entró a servir al Rey en el Regimiento de Navarra  de donde, harto de ser soldado, se fugó. Dando tumbos vino a servir a un hortelano de Pueblanueva que apenas sacaba para comer él y su familia, pero le dejaban dormir en el pajar y tenía un poco de pan y cebolla para ir tirando. Su siguiente destino fue La Puebla de Naciados, cerca de Caleruela. Era una villa que sólo tenía de villa el rollo que presidía la plazuela formada por las cuatro casas que quedaron cuando una plaga de termitas arruinó todos los tejados. Allí sirvió siete años al sacristán de un pueblo sin feligreses y a un jerónimo de Yuste que vivía allí cuidando de sus propiedades. Luego se fue a Calzada de Oropesa y encontró una mujer que le quiso por lo poco que era y fueron sobreviviendo los dos trabajando en lo que salía. Al final resultaba que lo que mejor sabía hacer a sus cuarenta y cuatro años de vida era trocar caballerías y dedicarse al trato de cualquier clase de animal. Cuanto había rodado para acabar viviendo de un oficio que los gitanos dominaban como nadie.

Seguir leyendo UNA YEGUA DEMASIADO BARATA

UN PASEO A LA FORTALEZA DE CASTROS

Un paseo a la Fortaleza de Castros

Puerta norte de la fortaleza de Castros
Puerta norte de la fortaleza de Castros

Desde Puente del Arzobispo nos acercaremos en un agradable paseo ribereño hasta otro de los enclaves árabes que defendían la línea fronteriza del río Tajo. Menos conocido que la ciudad de Vascos pero situado en un lugar también muy pintoresco y con una población de menor entidad que ella y no amurallada como el famoso yacimiento del río Uso.

Se trata de la fortaleza musulmana de Castros que, aunque se encuentra en término del jareño pueblo de Villar del Pedroso, es más accesible desde aquí. Los lugareños conocen el paraje como “La Muralla” y para ir hasta allí tomaremos un camino que sale inmediatamente a la izquierda del propio puente del Arzobispo, discurriendo por la ribera del río.

Seguir leyendo UN PASEO A LA FORTALEZA DE CASTROS

LA GUERRA DE LOS TRES PUENTES

LA GUERRA DE LOS TRES PUENTES

Puente del Arzobispo
Puente del Arzobispo

Rodrigo acompañaba a sus carretas que traían desde la sierra largos troncos de madera. Servirían para montar las cimbras del puente que el arzobispo Tenorio había ordenado construir sobre el Tajo. El camino había sido largo desde El Arenal y la cañada que habían seguido se había convertido en un auténtico barrizal más difícil de transitar según se aproximaban  a Alcolea. Los bueyes ya no podían más pero esta vez no tendrían que vadear el río con la crecida ni pasar en las frágiles barcazas. Todavía recordaba a su amigo Sancho, ahogado en el río cuando se espantaron los caballos y volcaron la barca en la corriente fría de febrero hacía siete años. Ahora el puente que se construía serviría para evitar tantos trabajos e infortunios y además ayudaría a los miles de peregrinos que acudían a visitar el lugar donde se había aparecido la Virgen, en la dehesa de los Guadalupes.

Seguir leyendo LA GUERRA DE LOS TRES PUENTES

MUSEO DE LOS HORRORES: BLANCANIEVES Y EL PRÍNCIPE VALIENTE

MUSEO DE LOS HORRORES:

BLANCANIEVES Y EL PRÍNCIPE VALIENTE

Escultura dedicada a Fernando de Rojas en la Plaza del Pan
Escultura dedicada a Fernando de Rojas en la Plaza del Pan

 

Los políticos españoles y especialmente los de nuestra ciudad tienen entre sus muchas cualidades  la de ser omniscientes, saben de todo sin saber de nada y así nos va.

Seguir leyendo MUSEO DE LOS HORRORES: BLANCANIEVES Y EL PRÍNCIPE VALIENTE

LAS FUENTES DE LA SIERRA DE SAN VICENTE (y 2)

LAS FUENTES DE LA SIERRA DE SAN VICENTE (y 2)

Fuente en Almendral de la Cañada
Fuente en Almendral de la Cañada

La fuente es el siguiente escalón después del pozo y el manantial. Es frecuente que se excave una tarjea de captación. Se rellena de cantos rodados de manera que sirva para recoger los caudales subterráneos y hacerlos desembocar en la fuente propiamente dicha. En la sierra encontramos varios tipos de fuentes y uno de los más peculiares es el que se localiza principalmente en los términos de La Iglesuela y Almendral de la Cañada, aunque también se reparten otros ejemplares por toda la geografía serrana. Se trata de una construcción formada por una bóveda de sillares de granito que sirve para cubrir a un pozo-fuente con el brocal elaborado con grandes sillares planos y rectangulares. Son fuentes estéticamente acabadas y que deberían conservarse como patrimonio peculiar de estos pueblos.

Seguir leyendo LAS FUENTES DE LA SIERRA DE SAN VICENTE (y 2)

LAS FUENTES DE LA SIERRA DE SAN VICENTE (1)

LAS FUENTES DE LA SIERRA DE SAN VICENTE

Manatial en en Cervera de los Montes conocida como Fuentesanta
Manatial en en Cervera de los Montes 

Desde el paleolítico, el hombre ha asociado el agua con el renacer de la vida y la fertilidad de la tierra. El conjunto luna-agua-mujer ha sido asumido por diferentes culturas como el círculo antropocósmico de la fecundidad. Nuestra civilización greco-romana es una de las muchas en las que su cosmogonía, sus religiones, afirman que al principio sólo existía el agua y que de ella surgió la vida.

Los pueblos vettones, que habitaban nuestra sierra hace dos mil años, también veneraban a dioses acuáticos o que moraban en las aguas. En nuestro ámbito, en un yacimiento arqueológico cercano como es el del castro de El Raso se encontró un exvoto de bronce arrojado a la corriente de la garganta de Alardos. En el poblado vettón de Ulaca, en Ávila, se ha descrito un complejo labrado en el granito con depósitos y escalinatas que podría estar relacionado con ritos de agua y sangre de este pueblo que, además, como pueblo céltico que era, consideraba entre sus lugares sagrados a las fuentes y los ríos. Los romanos, tal vez como herencia de divinidades locales anteriores, han dejado en la epigrafía de la villa de Saucedo en Talavera, entre otras, la referencia a las ninfas en un ara votiva. Entre todas las ninfas, las náyades eran las que habitaban en las fuentes de agua.

Seguir leyendo LAS FUENTES DE LA SIERRA DE SAN VICENTE (1)

EL GUERRILLERO DE LA JARA

EL GUERRILLERO DE LA JARA

1946

Guerrilleros antifranquistas durante una acción
Guerrilleros antifranquistas durante una acción

Los guardias civiles arrastran pesadamente sus capotes entre el monte bajo. Van despacio, los fríos bajan la savia de la jara y sus tallos se hacen quebradizos. Cualquier mal paso puede ser escuchado por los maquis y echar a perder toda la operación. Más de doscientos hombres entre guardias y falangistas se despliegan en silencio por las barreras del cerro de Ballesteros, cerca de Navalvillar de Ibor. Un grito del comandante hace que dé comienzo el ataque sorpresa contra la partida de “Quincoces”. El campamento debía ser sorprendido pero el grupo de “Jabato” da la voz de alarma y comienza el enfrentamiento con los guardias que les desbordan en número. Muere el mismo “Jabato”, el “Jopo” y “Sergio”. La desbandada es general y cinco guerrilleros más son detenidos.

Seguir leyendo EL GUERRILLERO DE LA JARA

NUESTRA SEÑORA DEL “TRANSFORMADOR”

MUSEO DE LOS HORRORES

NUESTRA SEÑORA DEL TRANSFORMADOR

Vista posterior ¿o anterior? de la ermita de Aravalles
Vista posterior
¿o anterior? de la ermita de Aravalles

Oímos mi amigo Rafael y yo que habían reconstruido una antigua ermita en término de Torralba de Oropesa con la advocación de Nuestra Señora de Aravalles. Decía la prensa que había sido premiado el edificio con el primer premio de arquitectura de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha y eso nos puso sobre aviso de que podríamos encontrar alguno de esos petardos al que nos tienen acostumbrados los arquitectos, que suelen pensar que una hermosa  dehesa como la de Torralba es equivalente a la Avenida de la Castellana en cuanto al tipo de construcción, que suelen diseñar además con la clara intención de para pasar a la posteridad, y cuanto más extravagante sea en su trazado y materiales mejor. Nada de adobes o mampostería de granito, sabíamos que el hormigón y el metal nos esperaban, pero aún así decidimos iniciar tan arriesgada aventura.

Camino para arriba, camino para abajo no conseguíamos dar con el afamado edificio. Llevábamos GPS y planos de todo tipo pero aún así no acertábamos a dar con la ermita dichosa.

Al fin vimos a un pastor  y hacia él nos dirigimos como a tuareg en el Sahara y cuando le preguntamos por la ermita nos espetó:

Pero si han estao “ustés” paraos al lao, es esa casilla blanca que hay ahí.

En efecto, habíamos pasado junto a nuestro objetivo pero habíamos pensado que la ermita era la caseta de un transformador;  y vimos también una especie de torreta coronada por una estructura metálica que resultó ser una cruz pero que nosotros habíamos pensado que se trataba de un poste de la luz.

Vista anterior ¿o posterior? de la ermita de Aravalles con los portones abatidos
Vista anterior
¿o posterior? de la ermita de Aravalles con los portones abatidos

Aunque la guinda llegó cuando nos explicó el paisano al preguntarle por la puerta, que en realidad se trataba de unos muros correderos a modo de portón, un inmenso estaribel que se habría deslizándose por unos carriles cuando se hacía la romería desde el pueblo.

He aquí el invento con los portones desplegados
He aquí el invento con los portones desplegados

Hace un tres años apareció la noticia en los diarios de que cuando hacían limpieza los cofrades se cayó el estafermo al salirse los ingeniosísimos portones de sus carriles y por poco causa una hecatombe aplastando a los presentes, aunque el susto solo se saldó con cuatro heridos. Menos mal que no fue en la romería, que si no, imaginen ustedes el desaguisado.

Otro día hablaremos de las muchas cosas curiosas y hermosos atractivos con los que cuenta este pequeño pueblo de la Campana, Torralba de Oropesa.